10 maneras de solucionar los problemas de Wi-Fi de tu hogar

Cuando el wifi se ralentiza, también lo hace toda nuestra vida. Nuestro correo electrónico y navegadores dejan de cargarse. Nuestras películas en streaming se congelan. Alexa deja de responder. Nuestros teléfonos vuelven a los planes de datos. Todo se amortigua al mismo tiempo, arruinando el impulso de tu rutina.

Hay muchas razones por las que su Wi-Fi se ralentiza: congestión de señal, ubicación del enrutador, problemas de firmware, limitaciones de hardware o incluso el tamaño físico de su hogar. Por otra parte, podrían ser tus vecinos.

Es posible que estén utilizando Internet en su moneda de diez centavos, y todo lo que obtiene es velocidades de Internet más lentas. Haga clic aquí para averiguar si sus vecinos están robando su internet.



Aquí hay 10 formas de mejorar el Wi-Fi de su hogar y reducir el riesgo de fallas en la conexión.

1. Actualice el firmware de su enrutador

La razón para hacer este paso es doble. Primero, puede aprovechar cualquier característica adicional y mejoras de la nueva versión del firmware. En segundo lugar, su enrutador generalmente recibe actualizaciones de seguridad importantes.




Por lo general, tendrá la opción de verificar, revisar, descargar e instalar el nuevo firmware de su enrutador en su página de administración. Los pasos exactos dependen de la marca y modelo de su enrutador, así que consulte el sitio de asistencia del fabricante del enrutador para obtener instrucciones detalladas.

¿No está seguro de cómo acceder a la configuración de administrador de su enrutador para realizar la actualización? Haga clic aquí para encontrar la forma más fácil de encontrar la contraseña y la dirección IP de su enrutador.

2. Busque interferencias

Los enrutadores a menudo compiten por ondas de radio con otros dispositivos domésticos. Los dispositivos rivales como teléfonos inalámbricos, parlantes Bluetooth, hornos microondas y monitores para bebés pueden afectar su red Wi-Fi.




Para ayudarlo a detectar problemas, puede crear un mapa de 'calor' de Wi-Fi real de su área utilizando una herramienta gratuita como HeatMapper. Por cierto, Netspot funciona para Mac. También puede usar una aplicación como el Analizador de Wi-Fi gratuito para Android que tiene un medidor de intensidad de señal en tiempo real.

3. Cambiar canales

También puede seleccionar un canal diferente para su enrutador. Esto es especialmente útil si está sintonizado a esa frecuencia de 2.4GHz. Pasar de un canal a otro menos concurrido puede ayudar a acelerar las cosas.




Para verificar el canal óptimo de 2.4GHz para su área o el canal menos utilizado, intente usar un escáner Wi-Fi.

Para Mac, Apple ofrece una herramienta gratuita llamada 'Diagnóstico inalámbrico'. Para acceder, mantenga presionada la tecla Opción mientras hace clic en el icono de Wi-Fi en el lado derecho de la barra de menú, luego elija Abrir Diagnóstico inalámbrico.

Para Windows, descargue la utilidad gratuita de Wi-Fi, Acrylic Wi-Fi Home. Al igual que la herramienta de escaneo de Mac, esta aplicación le proporcionará instantáneamente información sobre las señales de Wi-Fi en su área, incluidos los canales que utilizan.

Para los usuarios de Android, hay muchas herramientas de escaneo Wi-Fi disponibles, pero una popular es Network Analyzer. Haga clic aquí para obtener más detalles y descargar información.

4. Ponga a los niños e invitados en su propia red y habilite QoS

Los padres pueden colocar los dispositivos de sus hijos en una red separada y establecer reglas y configuraciones especiales. Esto puede ayudar a mantener a los niños fuera de problemas en la web, y alivia la carga de su ancho de banda.




Puede configurar un enrutador Wi-Fi diferente, o simplemente puede habilitar la opción 'Red de invitados' de su enrutador. También puede configurar un nombre de red diferente (SSID) y una contraseña para la red de invitados para evitar confusiones con su red principal.

Las redes de invitados están destinadas a los visitantes de su hogar que pueden necesitar una conexión a Internet Wi-Fi que mantenga sus archivos compartidos privados. Esta segregación también funcionará para sus dispositivos inteligentes y protegerá sus dispositivos principales de los ataques de Internet de las cosas.


descarga del parche de iTunes

También puede usar QoS (Calidad de servicio). QoS es una función en algunos enrutadores que le permitirá priorizar el tráfico de acuerdo con el tipo de datos que se transmiten.




Puede configurar aplicaciones sensibles a la latencia como Skype, telefonía IP, medios de transmisión y juegos en línea para que tengan una mayor prioridad sobre otros tipos de actividad. Si prioriza Skype, por ejemplo, otro software se ralentizará, asegurando que su llamada sea fluida.

Los diferentes enrutadores tienen diferentes formas de manejar la QoS, y la mayoría de los enrutadores de nivel de consumidor tienen formas más simplificadas de habilitarlo al tener presets disponibles. Simplemente consulte el sitio de asistencia de su enrutador para obtener información sobre lo que hace cada uno.

5. Obtenga un enrutador actualizado

Si está buscando un nuevo enrutador y desea mejorar las velocidades de Wi-Fi y alcanzar su hogar u oficina, busque al menos un enrutador 802.11 N o AC con capacidades de doble o triple banda.




Los enrutadores de CA tienen un ancho de banda espectral máximo de alrededor de 8 x 160 MHz, en comparación con el estándar de 4 x 40 MHz de N enrutadores. En otras palabras, el mayor ancho de banda permite que se transmitan más datos sin disminuir la velocidad.

Además, al tener varias bandas, puede mantener dispositivos antiguos de 2.4GHz en sus propias bandas mientras mantiene dispositivos más nuevos que admiten los últimos estándares de Wi-Fi en las bandas más altas. Esto es como tener múltiples enrutadores en uno.

Los enrutadores de CA más nuevos también tienen características avanzadas que no se encuentran en los enrutadores más antiguos. Busque especificaciones como formación de haces, entradas múltiples múltiples (MIMO), múltiples conectores USB 3.0 y puertos Gigabit Ethernet.

Algunos enrutadores de primera línea incluso están comenzando a implementar el soporte para el nuevo protocolo AD, también conocido como Wi-Gig.

6. Prueba una red Mesh

Si tiene una casa grande u oficina que requiere velocidades de red consistentes, una red Wi-Fi de malla vale la pena. A diferencia de los enrutadores Wi-Fi estándar que requieren extensores para mayor alcance, los enrutadores de malla de próxima generación están diseñados para extender la cobertura de una red Wi-Fi a través de múltiples puntos de acceso.




Estos sistemas generalmente vienen en conjuntos de dos o tres unidades separadas que funcionan juntas para envolver su hogar u oficina con cobertura Wi-Fi. En lo que respecta a sus dispositivos, la malla de Wi-Fi es una gran red de Wi-Fi continua.

Si desea saber más sobre las redes de malla, haga clic aquí para obtener información sobre mi sitio.

7. Comprueba tu seguridad

Cuando dispositivos no autorizados se conectan a su Wi-Fi, ralentiza su red. Pero incluso el tipo de seguridad inalámbrica que utiliza puede afectar su velocidad general.




En primer lugar, si su red está abierta (sin seguridad) o usa WEP, cambie la configuración de seguridad de inmediato. Obviamente, una red abierta facilitará que alguien robe su Wi-Fi, y la seguridad WEP más antigua se piratea fácilmente.

Esto te deja con WPA, WPA2 con TKIP o WPA2 con AES.

WPA y TKIP son protocolos más antiguos y ahora se consideran inseguros. El camino a seguir es WPA2 con AES.

Nota: ¡El sucesor de WPA2 está en camino! Haga clic aquí para leer más sobre WPA3.

8. Cambiar ubicación

Otro factor importante que afecta la conectividad de su red Wi-Fi es su ubicación física. Intente colocar su enrutador lo más cerca posible del centro de su hogar. También es una buena idea mantenerlo elevado y libre de obstrucciones físicas como muebles y electrodomésticos.




También puede evitar superficies reflectantes como vidrio, espejos y metal porque las señales de Wi-Fi tienden a rebotar en este tipo de materiales. Las paredes, especialmente aquellas hechas de concreto, también pueden degradar severamente su señal de Wi-Fi.

Incluso puede ajustar las antenas de su enrutador. La antena de su enrutador es omnidireccional, por lo que la señal va en todas las direcciones por igual. Si coloca su enrutador a lo largo de una pared exterior, está enviando la mitad de su señal al exterior.

Si su casa es demasiado grande para un solo enrutador, es posible que necesite un impulso. Para problemas de distancia, intente instalar extensores de Wi-Fi en su casa para aumentar el alcance de su red.

9. Elige la banda correcta

Las bandas de Wi-Fi no son iguales. Si tiene un enrutador más nuevo, verifique si es compatible con la banda de 5 GHz. Los enrutadores N o AC más nuevos suelen admitir esta banda. A diferencia de los enrutadores B / G que solo transmiten en el abarrotado espectro de 2.4GHz, los enrutadores N y AC también pueden transmitir en 5GHz.




Los enrutadores más nuevos generalmente tienen capacidad de doble banda. Al habilitar las bandas duales, puede mantener dispositivos más antiguos que solo admiten la especificación G más lenta en la banda de 2.4GHz y dispositivos más nuevos en la banda de 5GHz más robusta y rápida. Esto es esencialmente como tener dos enrutadores en uno.

10. Reinicie su enrutador

La mayoría de los usuarios tienen que reiniciar su módem de cable o DSL de vez en cuando. Si su red parece lenta, desconecte ambos dispositivos durante al menos 30 segundos. Conecte el módem primero y espere a que se conecte completamente. Luego encienda su enrutador. A veces eso es todo lo que se necesita.




¿Qué otros consejos técnicos mejorarán tu vida diaria? Llama a mi programa de radio nacional y haga clic aquí para encontrarlo en su estación de radio local. Puedes escuchar el show de Kim Komando en tu teléfono, tableta o computadora. Desde la compra de consejos hasta los problemas de la vida digital, haga clic aquí para obtener mis podcasts gratuitos.